El panorama de la agricultura en México

agricultura en mexico

La historia agrícola de México se remonta a miles de años, y hoy en día la agricultura continúa ayudando a dar forma al medio ambiente, la economía y la cultura del país.

Más de la mitad de la superficie total del país se utiliza en la agricultura, y la producción de cultivos representa el 13% del territorio nacional total.

Con sus variados paisajes y climas que ofrecen a los productores la oportunidad de producir más de 200 cultivos, el país es un actor importante en la producción de alimentos de América Latina y el octavo productor mundial de cultivos agrícolas (Banco Mundial).

Sus cultivos más importantes incluyen los tomates, el trigo, el café, la caña de azúcar, el sorgo y el maíz, un cultivo que es nativo del país y que primero se cultivó allí hace unos 7000 años y ocupa un tercio de las tierras de cultivo del país.

Otros cultivos tropicales importantes incluyen el plátano, la piña, el mango, el cacao, el arroz y la vainilla, otra de las plantas nativas del país.

Gracias a la variedad de cultivos producidos dentro de sus fronteras, la agricultura es vital para el comercio y la industria del país y representa casi el 4% de su PIB de 1.1 billones de dólares. El sector emplea a más del 13% de la fuerza laboral de 55 millones del país.

El año pasado, México exportó US $ 26 mil millones en productos agrícolas, y con un crecimiento anual promedio de alrededor del 6%, el país es el tercer exportador más grande de América Latina detrás de Brasil y Argentina.

Recomendado:   Los mejores carros para fincas

Los principales cultivos de exportación incluyen tomates, maíz, café y caña de azúcar, mientras que el trigo y el algodón también se encuentran entre algunos de sus cultivos más rentables.

La mayoría de las exportaciones agrícolas se dirigen a los Estados Unidos, que recibe alrededor del 81% de los productos alimenticios exportados del país.

Sin embargo, los acuerdos comerciales significan que se han abierto nuevos mercados para los productores de México en los últimos años, incluidos Canadá, Japón, Hong Kong y Europa. El crecimiento de estos mercados alternativos significa que se prevé que las exportaciones agroalimentarias del país aumentarán un 6% adicional para 2020.

Si bien muchos de los desarrollos en la producción agrícola de México en los últimos años se han debido a desarrollos en prácticas agrícolas a gran escala y más económicas, las granjas comunitarias y familiares siguen siendo vitales para muchas áreas del país.

La producción en la región central de México, en particular, se basa en empresas comunitarias y familiares, con cantidades significativas de maíz, frijoles y calabacines producidos allí para el consumo doméstico.

Asegurar la continuidad de la sostenibilidad de estas fincas es uno de los problemas que debe abordar la industria, ya que problemas como la escasez de agua, el aumento de las temperaturas y las economías de escala son un desafío para muchos productores.

Como parte de una estrategia nacional e internacional para abordar estos problemas, organizaciones como el Banco Mundial están alentando a los agricultores de México a adoptar prácticas de agricultura climáticamente inteligentes (CSA).

Recomendado:   Como Sembrar Agua

Las técnicas incluyen silvopastoralismo (cultivo de cultivos junto con árboles) que ayuda con la conservación del agua y el suelo, y la rotación de cultivos en maíz, trigo y frijoles para ayudar a mejorar los suelos, así como la recolección de agua y la nivelación de tierras para el riego en maíz, caña de azúcar, frijoles y otros. cultivos

Al adoptar estas técnicas e implementar sistemas agrícolas que se adapten a las diferentes condiciones del país, se espera que México continúe impulsando su producción y cimentando su posición como un jugador importante en la agricultura mundial.